Sucesos

«Nunca estuve secuestrada»: Habló la esposa del ‘Gordo Mathías’ (Video)

Ana María de Salazar, esposa de Matías Salazar Moure, investigado por el secuestro y cautiverio de Morella, hizo público este 17 de febrero un video para desmentir que el hombre la mantuviese retenida y acusó a la Fiscalía de sacarla de su casa engañada.

“Fui sacada de mi casa por la Fiscalía bajo engaño. Ellos vinieron porque había una denuncia de que yo era víctima de secuestro y que me tenían drogada. Yo le expliqué a la fiscal que todas esas cosas no eran ciertas, que no estaba drogada ni consumía nada», dijo la dama, quien alega vivir en El Limón con Salazar Moure y su madre desde hace 32 años.

En el material audiovisual enviado a los medios de comunicación social, la señora Salazar, de 54 años de edad, expresa que su esposo es inocente y que todo lo que se ha dicho en su contra es falso. En la declaración no señala a ninguna organización política de armar un complot en contra su marido (como lo hizo el abogado defensor, José Briceño), aunque sí denuncia hostigamiento y acoso por parte de la prensa.

Salazar Moure, de 56 años de edad, está detenido bajo los cargos de violencia psicológica, amenaza, violencia sexual y esclavitud sexual, previstos en la Ley Orgánica sobre el Derecho de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Hasta la fecha, la única denuncia que conoce el Ministerio Público es la presentada por Morella, que declaró que Salazar la mantuvo en cautiverio por 31 años.

No he sido agredida por mi esposo

La señora Salazar indicó que Salazar Moure no la mantenía drogada y que cuando tenía las llaves de la casa podía salir. Sin embargo, dejó claro que no era mujer de estar en la calle y que prefería estar en la casa.

«Le dije (a la Fiscalía) que tenía libre acceso a la casa y que tenía llaves. Salgo al patio (frente de la casa), saludo a mis vecinos y después me meto a hacer mis obligaciones (…). No estoy secuestrada. A mí no me han amordazado, yo puedo salir de la casa si yo quiero, lo que pasa es que yo no soy de esas personas que salen a la calle, me gusta estar pendiente de las cosas que hago todos los días», explicó.

La mujer asegura que es feliz con su esposo. «Yo soy feliz con mi esposo y su familia. Me gustaría se desmintiera lo que se ha dicho», añadió.

La esposa de Salazar Moure informó que solicitará que el caso pase a una instancia nacional, porque en Aragua hay acoso, ensañamiento y rumores.

La familia desmiente a Ana María

La señora Salazar dice que podía entrar y salir de su casa ubicada en Las Mayas, en El Limón, pero nunca visitó a su familia, que vive muy cerca, en La Coromoto. «Nos reencontramos con ella el pasado 31 de enero. No la veíamos desde que se fue, a los 18 años», contó uno de sus familiares que prefirió no identificarse.

Comentó que la mujer reconoció a su madre y a su hermano. «Lloraron y se abrazaron. Pero fue un sentimiento amargo de felicidad, porque finalmente la encontraron, y (luego) de frustración porque ella volvió a su casa en El Limón», explicó la fuente.

Después de esa fecha no volvieron ver a la señora Salazar. El informante dejó claro que el padre de la mujer, quien ya falleció, nunca dejó de buscarla, «pero no dio con ella porque no tenía registro en ninguna parte. Él murió con el dolor de no reencontrarse con su hija».

Salazar Moure está a la espera de la audiencia preliminar en el Palacio de Justicia del estado Aragua.

Comentarios